domingo, 6 de abril de 2008

TARTA DE QUESITOS Y CUAJADA

























Ingredientes

 8 quesitos

1litro de leche

6 cucharadas de azucar

3 huevos

2 sobres de cuajada

Realización

Del litro de leche guardar un vaso para disolver los sobres de cuajada.
Poner en la thermomix, los huevos, el azucar, los quesitos y triturarlo todo, reservar.
En un recipiente tipo plun-kaque, pondremos azucar para hacer un caramelo que nos quede doradito sin que tome mucho color. Reservar.
En una olla pondremos la leche, dejaremos que empieze a hervir y en ese momento añadiremos las cuajadas disueltas en el vaso de leche, sin dejar de darle vueltas lo dejaremos en el fuego y cuando empieze a hervir, retiraremos y lo añadiremos a la thermomix, batiremos unos segundos para que se mezcle bién.
Esta mezcla la pondremos en el recipiente y dejaremos enfriar antes de meter al frigorífico cubierto con papel film.
Pasadas unas 8 horas ya lo tenemos listo para servir.
Lo podemos tomar sola o añadiendo un poco de miel o una mermelada al gusto.
NOTA: Este postre lo podemos dejar hecho la vispera.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Congelación


Estamos entrando en el tiempo de los platos de cuchara y me refiero a las legumbres, las hemos comido en verano, pero en ensaladas, ahora serán más consistentes y no está de más que tengamos congelados y previamente remojados, unos garbanzos, que en cualquier momento podemos usar, pues es la única legumbre que se tiene que poner con el agua hirviendo, por lo que si se nos ha olvidado el remojo lo tenemos al alcance de la
mano en nuestro congelador.
Con respecto a las alubias, es mejor congelarlas una vez cocidas, solamente con un poco de sal. Descongelar y cocinar al gusto, podemos cocer de una vez más cantidad y guardarlas en porciones para sacar lo que necesitemos, de ésta manera sobre todo para las personas solas no tienen escusas para comerse un plato calentito en invierno con poco trabajo.
Lo mismo podemos hacer con un buen caldo, para tomar un cosomé o ponerles unos fideos para la cena. Si usamos las ollas
rápidas, en
muy poco tiempo y poniéndolo en porciones será un aliado para esas noches frias cuando se vuelve del trabajo.