sábado, 14 de enero de 2012

ASAR PIMIENTOS EN MICROONDAS

Otra forma de asar pimientos es hacerlo en el microondas, os aseguro que están muy ricos, se gasta menos luz y se hacen mas rápidamente, asi que no hay duda, esta es la opcción, espero que os gusten y os animeis a probarlos.


Si tenemos un fuente de dorar solo para microondas, la usamos,en su defecto, una fuente tipo pirex.
Preparación
Lavamos los pimientos y sin secarlos los colocamos en la fuente y le ponemos
por encima de ellos un poco de aceite de oliva, tapamos y al máximo de potencia
los tenemos 15 minutos, comprobar con cuidado pues queman bastantesi la piel se desprende con facilidad, si no es así, poner otros cinco minutos más.
Dejar en la fuente tapada con papel de aluminio hasta que se enfrien y los podamos pelar.
Después, los condimentaremos al gusto de cada uno.


NOTA: Los pimientos dan muy buenos resultados si los congelamos, no cambia el color, el sabor ni la testura.
Una vez limpios los ponemos en un "taper" con su propio jugo y los metemos al congelador, cuando queramos usarlos solo tenemos que dejarlos en el frigorífico a que se descogelen, despues los haremos como tengamos costumbre.
Si los congelamos por porciones nos resultará más cómodo, ya que solo sacaremos lo que vayamos a necesitar.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Congelación


Estamos entrando en el tiempo de los platos de cuchara y me refiero a las legumbres, las hemos comido en verano, pero en ensaladas, ahora serán más consistentes y no está de más que tengamos congelados y previamente remojados, unos garbanzos, que en cualquier momento podemos usar, pues es la única legumbre que se tiene que poner con el agua hirviendo, por lo que si se nos ha olvidado el remojo lo tenemos al alcance de la
mano en nuestro congelador.
Con respecto a las alubias, es mejor congelarlas una vez cocidas, solamente con un poco de sal. Descongelar y cocinar al gusto, podemos cocer de una vez más cantidad y guardarlas en porciones para sacar lo que necesitemos, de ésta manera sobre todo para las personas solas no tienen escusas para comerse un plato calentito en invierno con poco trabajo.
Lo mismo podemos hacer con un buen caldo, para tomar un cosomé o ponerles unos fideos para la cena. Si usamos las ollas
rápidas, en
muy poco tiempo y poniéndolo en porciones será un aliado para esas noches frias cuando se vuelve del trabajo.