viernes, 21 de abril de 2017

MORCILLA CON CEBOLLA CARAMELIZADA Y PIÑONES


Aquí os traigo mi segunda receta para Recetario Mañoso en ésta primavera, que son las ricas y apetitosas tapas.

He preparado una tapa que gusta mucho en mi casa y que me he dado cuenta que nunca he subido al blog, como siempre en mis recetas es sencilla pero muy rica y que
 espero os guste.






Ingredientes

2 morcillas de arroz de Aragón
1 cebolla de Fuentes de Ebro D.O
pan tostado integral de semillas
nata
AOVE y piñones

Modo de hacerlo

Quitar la piel a las morcillas y trocearlas, en una sartén con un poco de AOVE poner las morcillas rehogando y picando un poco con la rasera, cuando que veamos que ya está, añadiremos la cebolla caramelizada (pinchar y os llevará a la receta) rehogaremos
 un poco para que se mezcle bien y ahora es el momento de añadir un poco
de nata, volver a mezclar ya con el fuego apagado.

Poner el pan a tostar y sobre él, pondremos un par de cucharadas de la mezcla y unos piñones para adornar.


 Podéis subir vuestras tapas hasta el dia 10 de Mayo, esparamos vuestras
recetas. Gracias.


3 comentarios:

Pilar Y a la luna dijo...

Vaya rica que tiene que estar esa tapa Sefa!! y la cebolla en el microondas estupenda.
Feliz puente de San Jorge, disfruta del descanso.
Besos

Nati dijo...

Un apertivo de lo mas rico y sabroso. Un besazo.

Marta dijo...

Qué rico pincho!!! Me encantan estos platos sencillitos y rápidos.
Besitos guapa

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Congelación


Estamos entrando en el tiempo de los platos de cuchara y me refiero a las legumbres, las hemos comido en verano, pero en ensaladas, ahora serán más consistentes y no está de más que tengamos congelados y previamente remojados, unos garbanzos, que en cualquier momento podemos usar, pues es la única legumbre que se tiene que poner con el agua hirviendo, por lo que si se nos ha olvidado el remojo lo tenemos al alcance de la
mano en nuestro congelador.
Con respecto a las alubias, es mejor congelarlas una vez cocidas, solamente con un poco de sal. Descongelar y cocinar al gusto, podemos cocer de una vez más cantidad y guardarlas en porciones para sacar lo que necesitemos, de ésta manera sobre todo para las personas solas no tienen escusas para comerse un plato calentito en invierno con poco trabajo.
Lo mismo podemos hacer con un buen caldo, para tomar un cosomé o ponerles unos fideos para la cena. Si usamos las ollas
rápidas, en
muy poco tiempo y poniéndolo en porciones será un aliado para esas noches frias cuando se vuelve del trabajo.